• NOTICIA ACTUALIZADA A MARTES 6 DE MARZO DE 2018: Se aprueba el procedimiento abierto, el pliego de condiciones y el gasto de las obras, que tienen un presupuesto de medio millón de euros y durarán 10 meses
  • El Ayuntamiento aprueba contratar la ejecución de las obras de rehabilitación del chalé de Aben al Abbar

La Junta de Gobierno Local, reunida hoy con carácter extraordinario, ha acordado contratar la ejecución de las obras de rehabilitación y acondicionamiento del chalé municipal situado en la calle de Aben al-Abbar, convocar el procedimiento abierto y aprobar el pliego de condiciones y el gasto correspondiente, tal como ha anunciado hoy el concejal de Gobierno Interior, Sergi Campillo. Una vez rehabilitado, el inmueble albergará una dotación pública para el barrio de Albors, en el distrito de Camins al Grau.

El Chalé de Aben Al Abbar forma parte de los edificios incorporados en el Plan de Intervención en Edificios Municipales de Valor Patrimonial iniciado por el Área de Gobierno Interior en 2015. Hasta el momento ya se han realizado diversos trabajos de conservación y mantenimiento para reducir su deterioro, así como un estudio en colaboración con estudiantes de la Escuela de Arquitectura de la Universitat Politècnica de València (UPV).


UN CHALÉ VALENCIANO CON MÁS DE 100 AÑOS DE HISTORIA: en el análisis previo al proyecto se ha apreciado que la primera construcción data de 1916. Se trataba de una vivienda unifamiliar de tipología valenciana tradicional con un único cuerpo, de dos alturas, situado en el centro de un solar rectangular que mantiene las mismas proporciones que el actual.

La edificación sufrió varias ampliaciones entre 1916 y 1930, que mantenían el volumen original y añadían elementos como un balcón y un volumen anexo. En 1930 se realizó la última ampliación, relevante por ser la que nos ha llegado; donde se repite de forma simétrica el volumen añadido en un lado.

El Chalé de Aben Al Abbar tiene el valor simbólico por, según algunos historiadores, haber sido el lugar donde hizo la última reunión el gobierno de la Segunda República Española antes de su exilio, se encuentra en un estado ruinoso y de extremo abandono, con el riesgo de colapso total de su estructura. El inmueble, de propiedad municipal, fue adquirido en 2009 por un millón de euros y está construido sobre una parcela de 1.029 metros cuadrados. El edificio consta de una planta baja y una primera planta con una superficie total de 399 metros cuadrados.

Teniendo en cuenta el análisis realizado del edificio existente y el programa de necesidades planteado para un uso polivalente del edificio, se ha decidido la actuación desde el exterior del edificio hacia el interior. El proyecto se centra en la rehabilitación y reforzamiento de la envolvente y la estructura del edificio. Una vez consolidadas, se emprenderá la compartimentación interior y de las instalaciones y los revestimientos previstos y se dejará el acondicionamiento de la parcela interior y exterior a un arreglo a estudiar junto con el entorno. Las obras tienen un presupuesto de medio millón de euros y durarán 10 meses

UNA DOTACIÓN PÚBLICA PARA EL BARRIO DELS ALBORS

El Chalé de la calle Aben Al Abbar será rehabilitado y constituirá un espacio municipal que supondrá una dotación pública para el barrio.

 ARTÍCULO DEL PASADO 25 DE OCTUBRE DE 2017: El viernes se aprueba el proyecto de restauración y rehabilitación del Chalet de Aben Al Abbar. 

  • La concejalía de Gobierno Interior, dirigida por Sergi Campillo, aprobará, en la Junta de Gobierno Local, el viernes 27 de octubre de 2017 el proyecto de las obras de restauración y rehabilitación del Chalet de Aben Al Abbar, de tipología valenciana tradicional, y con valor histórico y protección de Nivel 2, en el barrio dels Albors de València. Inmediatamente después de la aprobación del proyecto se empezará la licitación para ejecutar las obras.

El chalet de la calle Aben Al Abbar tendrá una nueva vida. Después de haber sufrido varios incendios y derrumbes, será rehabilitado por parte de la concejalía de Gobierno Interior, dirigida por Sergi Campillo, por un importe de medio millón de euros, concedido por la Diputación de Valencia al Ayuntamiento.

Sergi Campillo ha explicado que en enero de 2014 el actual alcalde de la ciudad Joan Ribó presentó una moción a la comisión de urbanismo que exigía al entonces gobierno del PP destinar las partidas económicas necesarias para la rehabilitación integral de este chalet, después de que la Diputación de Valencia no hiciera efectiva nunca una partida económica para este fin que había anunciado oficialmente.

Actualmente, y como paso previo a la rehabilitación, el Ayuntamiento comenzó a realizar la limpieza y el desbroce en el interior de la parcela. atendiendo a las peticiones vecinales para mantener unas condiciones de salubridad adecuadas, se han realizado tareas de limpieza y desbroce por parte del personal contratado por el Ayuntamiento dentro del Plan de Empleo Juvenil (EMPUJU) con el apoyo de FOVASA, la contrata municipal de mantenimiento.

En la limpieza y tala intervinieron cinco peones de jardinería del plan EMPUJU y dos operarios de FOVASA, y los trabajos duraron una semana, hasta el de septiembre.

El chalet de la calle Aben Al Abbar será rehabilitado y constituirá un espacio municipal que supondrá una dotación pública para el barrio.

Recreación restauración y rehabilitación chalé de Aben Al Abbar

Recreación restauración y rehabilitación chalé de Aben Al Abbar

Recreación restauración y rehabilitación chalé de Aben Al Abbar

La limpieza de la parcela permitirá también realizar el levantamiento topográfico de la misma, necesario para la redacción del proyecto de rehabilitación del inmueble municipal por la delegación de Gobierno Interior, a través de un convenio de la Diputación de Valencia. Estos trabajos se realizarán desde la Sección de Arquitectura y Supervisión de Proyectos de los Servicios Centrales Técnicos del Ayuntamiento, así como un estudio en colaboración con estudiantes de la Escuela de Arquitectura de la UPV.

El chalé tiene un gran simbolismo republicano, pues allí se celebró la última reunión en Valencia del Gobierno de la Segunda República durante la Guerra Civil, antes de trasladarse definitivamente a Barcelona.

La redacción del proyecto ya está en su fase final y se prevé que en fechas próximas salga a licitación para su posterior ejecución. El proyecto del chalet de Aben Al Abbar recoge las obras necesarias para la rehabilitación y acondicionamiento como equipamiento dotacional para el barrio de Albors. Se trata de un edificio de dos alturas, entre medianeras, el cual será objeto de una rehabilitación integral con redistribución de las dos plantas, reubicando el acceso a la planta superior y la incorporación de un ascensor.

El edificio estaba reservado en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) como equipamiento público y catalogado con un nivel de protección 2.

El programa de trabajo y uso establecido pretende, como premisa principal, la conservación de los valores arquitectónicos del edificio, con valor histórico y protección de Nivel 2, pero adaptando el edificio a toda la normativa de obligado cumplimiento para el uso establecido.

El chalé de Aben Al Abbar

El chalé de Aben Al Abbar

En el análisis previo al proyecto se ha apreciado que la primera construcción data de 1916. Se trataba de una vivienda unifamiliar de tipología valenciana tradicional con un único cuerpo, de dos alturas, situado en el centro de un solar rectangular que mantiene las mismas proporciones que el actual.

La edificación sufrió varias ampliaciones entre 1916 y 1930, que mantenían el volumen original y añadían elementos como un balcón y un volumen anexo. En 1930 se realizó la última ampliación, relevante por ser la que nos ha llegado; donde se repite de forma simétrica el volumen añadido en un lado.

El Chalet de Aben Al Abbar tiene el valor simbólico por, según algunos historiadores, haber sido el lugar donde hizo la última reunión el gobierno de la Segunda República Española antes de su exilio, se encuentra en un estado ruinoso y de extremo abandono, con el riesgo de colapso total de su estructura. El inmueble, de propiedad municipal, fue adquirido en 2009 por un millón de euros y está construido sobre una parcela de 1.029 metros cuadrados. El edificio consta de una planta baja y una primera planta con una superficie total de 399 metros cuadrados.

Teniendo en cuenta el análisis realizado del edificio existente y el programa de necesidades planteado para un uso polivalente del edificio, se ha planteado la actuación desde el exterior del edificio hacia el interior. El proyecto se centra en la rehabilitación y reforzamiento de la envolvente y la estructura del edificio. Una vez consolidadas, se emprenderá la compartimentación interior y de las instalaciones y los revestimientos previstos y se dejará el acondicionamiento de la parcela interior y exterior a un arreglo a estudiar junto con el entorno. Las obras tienen un presupuesto de medio millón de euros y durarán 10 meses.

 

 

 

Compartir225
Twittear
+1
225 Compartir