• El Bar L´Institut es uno de esos templos del almuerzo de la provincia de Valencia, un rincón de obligada visita por su gran variedad de tapas y sus bocatas TOP y XXL, mencionando que es más que recomendable realizar la reserva en el teléfono  961 65 31 79.

Hace tiempo que teníamos pendiente almorzar en uno de los templos del almuerzo más famosos de la provincia de Valencia, en concreto en el Bar L´Institut -famoso rincón gastronómico situado en el carrer Primer de Maig, s/n, de Riba-roja de Túria-.

Se trata de uno de los ganadores de los premios Cacau d´Or 2019, uno de esos sitios donde la cultura del almuerzo valenciano es la máxima de la casa, algo que bien saben ciclistas, moteros, vecinos, visitantes y, en general, todos aquellos que vienen a disfrutar de la hora sagrada, hora de reunión para muchos, gracias a sus bocadillos, en especial los TOP y XXL.

Pero el Bar L´Institut no solo se ha ganado su fama por sus bocatas o por la repercusión que tiene en redes sociales, sino por su buen hacer y variedad, tal y como pudimos comprobar en nuestro festín que nos quisimos dar para comprobar la gran varias tapas que ofrecen.

En nuestra visita, pudimos probar capellanes, sangre encebollada, sardinas de bota, una buena ensalada con tomate de la huerta valenciana (en concreto de El Perelló), ‘cacau del collaret’, olivas en ‘salmorra’ picantes y guindillas, clóchinas valencianas, una carrillada espectacular que se deshacía en la boca, berenjenas fritas con queso azul…¡tapas con gran calidad!

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Ayer tuvimos la ocasión de visitar uno de los templos del almuerzo más famosos de la provincia de #Valencia, el @bar_linstitut_ribarroja, situado en carrer Primer de Maig, s/n, de Riba-roja de Túria. 😋 Que sea Premio Cacau d´Or 2019 no es casualidad, pues la cultura del almuerzo valenciano es la máxima de la casa gracias a su variedad de tapas y sus tremendos bocadillos, en especial los TOP y XXL. 🔝 Y ojo, que han bautizado un bocata con nuestro nombre: Bocata TOP Valencia Bonita, con carne de potro del Mercat d’Algirós -cocinada muy bien, por cierto, puesto que se deshace en la boca-; queso de rulo de cabra; salteado de ajetes con habas y beicon; jamón serrano cortado muy finito, espectacular; y un pan crujiente y muy bueno que es el complemento perfecto a toda la mezcla, un bocata TOP bien cargadito. 😯 Pero el Bar L´Institut no solo se ha ganado su fama por sus bocatas o por la repercusión que tiene en redes sociales, sino por su buen hacer y variedad. En nuestra visita, pudimos probar capellanes, sangre encebollada, sardinas de bota, una buena ensalada con tomate de la huerta de El Perelló, ‘cacau del collaret’, olivas en ‘salmorra’ picantes y guindillas, clóchinas valencianas, una carrillada espectacular que se deshacía en la boca, berenjenas fritas con queso azul…¡madre mía, qué festival!. ☺️ Para rematar, después del festival que don Vicente Brú y doña Mari nos habían preparado, faltaba el postre de la casa (casero) y el cremaet -preparado con mimo-, acompañado del bizcocho de almendra de la casa -en formato de coca de llanda- que regalan con el café para rematar el almuerzo. 🥰 Nosotros, sin duda alguna, volveremos. 😋 Fotos #valenciabonita #esmorzaret #culturadelalmuerzo #almuerzo #ribarroja #ribarrojadelturia #bocatavalenciabonita

Una publicación compartida de Valencia Bonita (@valenciabonita_insta) el

Para rematar, don Vicente Bru -propietario del local- y doña Pepi Bru -con su buen hacer en la cocina-, nos tenían preparados una sorpresa al traernos un bocadillo “TOP” que han querido bautizar con el nombre de “Valencia Bonita”, todo un detallazo del que estamos enormemente agradecidos. Os preguntaréis, ¿y qué lleva el bocadillo Valencia Bonita? Pues ojo: carne de potro del Mercat d’Algirós -cocinada muy bien, por cierto, puesto que se deshace en la boca-; queso de rulo de cabra; salteado de ajetes con habas y beicon; jamón serrano cortado muy finito, espectacular; y un pan crujiente y muy bueno que es el complemento perfecto a toda la mezcla, un bocata TOP bien cargadito, todo un disfrute para el que quiera pedirlo.

Pero ojo, que faltaba el postre de la casa (casero) y el cremaet -preparado con mimo-, acompañado del bizcocho de almendra de la casa -en formato de coca de llanda- que regalan con el café para rematar el almuerzo.

Nosotros, sin duda alguna, después de esta visita tenemos claro que repetiremos en el que para muchos es el templo de los almuerzos en la comarca del Camp de Túria.


 

 

 

3K Compartir
Compartir3K
Twittear
WhatsApp
Email