En la calle de la Reina de Valencia, a la altura del número 73 (en el barrio de Canyamelar), el caminante puede observar, a través de una vitrina con cubrimiento de metacrilato y a menos de medio metro de profundidad, un tramo recuperado del antiguo adoquinamiento de finales del siglo XIX, donde también puede verse parte de los antiguos raíles que pasaban por allí, lugar, éste último, donde el tranvía de Valencia hacía parada para que bajasen y subieran pasajeros y poder desplazarse por la ciudad (si pinchas AQUÍpodrás leer la historia del tranvía de Valencia al Grao y Cabanyal).  

Gracias a esta vitrina, los vecinos de los Poblados Marítimos, o todo aquel que lo desee, pueden acercarse a observar parte de la historia de la ciudad con el antiguo adoquinado o un tramo de raíles (donde solo se puede ver una sola dirección, ya que circulaban dos tranvías por la misma calle de la Reina, habiendo dos raíles, uno dirección Cabanyal-Canyameral y otro dirección centro Valencia) antes de que entrara en servicio el ya también desaparecido trolebús.


En su lugar, antes del comienzo de la reurbanización de la calle de la Reina, estaba previsto un alcorque o cajete, un agujero que se practica alrededor del tronco de un árbol  para almacenar el agua de riego o de la lluvia, e incluso el abono u otro fertilizante, imposibilitando de este modo que todo esto se esparza por el alrededor y se pierda sin ser aprovechado por dicho árbol.

Dada la posibilidad que había de recuperar esta pequeña parte de la historia, por situarse junto a la acera sin obstaculizar la calzada o suponer un problema para el paso de vehículos o de personas al caminar, la concejalía de Desarrollo Urbano en colaboración de la concejalía de Patrimonio ha querido dejar testigo de la historia de la ciudad y de la zona con esta vitrina, que próximamente tendrá un pequeño panel informativo para explicar al visitante qué puede ver allí.

Se trata, como bien explicó a diferentes medios Vicente Gallart, gerente de la Sociedad Plan Cabanyal-Canyamelar  S.A., de parte de la huella de la primera urbanización de la ciudad de Valencia.

Parte de la huella de la primera urbanización de la ciudad de Valencia. Foto valenciabonita.es

Tranvia Valencia al Grao c. 1890 , foto Bernardo Villaba, fondo Archivo Diaz Prosper

Tranvia Valencia al Grao c. 1890 , foto Bernardo Villaba, fondo Archivo Diaz Prosper

Cuando se inició el plan de reurbanización, y tras descubrir el antiguo adoquín, se barajó la idea de recuperar la antigua pavimentación, pero la iniciativa fue rechazada debido a su elevado coste, tal y como manifestaron desde el consistorio.

Todo apunta a que, tal y como se piensa gracias a la tesis doctoral “El Cabanyal: lectura de las estructuras de la edificación. Ensayo tipológico residencial 1900-1936», los restos encontrados son parte del proyecto que se inicia en 1890 al frente de Juan Bautista Gonsálvez Navarro, donde se introdujo el alcantarillado, se mejoraron las acequias y se instaló el adoquinado en todo el Poble Nou del Mar.

 

 

Comparte, si te gusta, en alguna de las siguientes redes sociales: 

1K Compartir
Compartir1K
Twittear3
WhatsApp
Email