• La Capilla del Fossar es una curiosa capilla en conmemoración al antiguo cementerio del fossar de la Iglesia de San Nicolás, estando bajo la advocación del Cristo del Fossar. 

La Iglesia de San Nicolás de Bari y San Pedro Mártir, más conocida por muchos como la Capilla Sixtina valenciana, es una de las iglesias más visitadas de la ciudad de Valencia. Es uno de esos rincones en los que el visitante se detiene para observar todos sus detalles. Sin embargo, en su exterior, en la fachada oeste que hay cercana a la calle de la Abadía de San Nicolás y en la misma plaza de San Nicolás, hay un elemento que puede que pasar desapercibido y que, seguramente, puede que muchos no se hayan percatado de su existencia.

Hablamos de una pequeña capilla exterior junto a la portada y el rosetón de pasado gótico de la iglesia, justo a la derecha, en la parte baja del propio campanario. Esta pequeña capilla cerrada con una verja se llama del fossar porque en este lugar estaba antes el cementerio parroquial de la propia iglesia.


La llamada Capilla del Fossar está cubierta con una bóveda de arista realizada en sillería, recubierta de azulejos formando un motivo decorativo, cerrada por una verja metálica y protegida por una pequeña marquesina decorada con un artesonado de madera pintado y rematada por tejas cerámicas.

En su interior, dando más detalles, encontramos un panel de cerámica representando la crucifixión y a sus pies San Juan y la Virgen María. La capilla se cubre con un tejado con la parte interior de madera y pintado con los elementos de la pasión de Cristo y en el centro las letras IHS (monograma de Cristo). En el muro de la izquierda de la capilla un panel cerámico pintado en tonalidades verdes que dice traducido del valenciano lo siguiente: “En el año 1962 de la Natividad de Nuestro Señor, gobernando en la ciudad el doctor Adolfo Rincón de Arellano y estando presente el teniente de alcalde Arturo Zabala, el excelentísimo Ayuntamiento de Valencia restauró bajo la dirección del artista Jaume de Scals la presente capilla del Santísimo Cristo del Fossar”. Encima del mismo tres azulejos de las mismas características en forma de escudos. Todo el conjunto cerámico es obra de Jaume de Scals.

Capilla del Fossar – Foto valenciabonita.es

Capilla del Fossar – Foto valenciabonita.es

Capilla del Fossar – Foto valenciabonita.es

Capilla del Fossar – Foto valenciabonita.es

Capilla del Fossar – Foto valenciabonita.es

La curiosidad reside en que esta capilla está dedicada a la advocación del “Cristo del Fossar”, una imagen de Cristo yaciente -una talla que data del siglo XVIII- que se conserva en la capilla del Calvario de la propia iglesia y que procesiona cada Viernes Santo en la Procesión General del Santo Entierro.

La devoción cristiana en la ciudad por este tipo de celebración, y en especial por la Semana Santa y cualquier manifestación de religiosidad popular, puede certificarse con numerosos documentos de época que van desde el siglo XIV hasta la actualidad, así como también determinadas citas y menciones que pueden encontrarse en prensa histórica: así, en el Diario de Valencia (año 1790) se podía leer una noticia curiosa de la Semana Santa de aquel momento: “Esta tarde se hace el Descendimiento de la Cruz muy devoto, con Sermón del Paso y Procesión de Entierro en diferentes iglesias”. Como os podéis imaginar, una de esas iglesias era San Nicolás, cuya parroquia, junto al título de San Nicolás, es la devoción más antigua de iglesia conservada hasta nuestros días. Esta última afirmación puede comprobarse en el Llibre de Fàbrica de Jaume Roig (1455), el cual documenta la devoción al “Cristo del Fossar” desde los mismos orígenes del templo en 1238.

Sobre la aparición de las capillas exteriores, hay dos interpretaciones:

  • En época de peste, para la celebración de misas en el exterior, evitando contagios, aunque esta interpretación no parece la más acertada.

 

  • Como capillas del fossar, las cuales servían como tumbas distinguidas o bien como altar del cementerio.

Pero la devoción de la ciudad en algunas iglesias, con el paso de los años, fue disminuyendo, dejando de celebrarse la procesión en el último tercio del siglo XX, por la propia despoblación del centro histórico.

En la actualidad, desde 2017, se ha recuperado la Cofradía del Cristo del Fossar que, entre otras cosas, organiza de nuevo la Procesión del Santo Entierro el Viernes Santo. La cofradía es una corporación colegial de fieles, sin ánimo de lucro, constituida en la Parroquia de San Nicolás de Valencia. Se rige por sus Estatutos, las disposiciones del derecho universal y particular de la Iglesia Católica y por aquellas otras del ordenamiento civil que son acordes con su naturaleza, disponiendo su domicilio social en la misma Parroquia de San Nicolás, Calle de Caballeros, 35 b, de Valencia.

 

 

 

Fuentes:

 

 

 

 

 

Compartir
Twittear
+1
WhatsApp